POBESALUD, centro medico privado desde el año 1999, presta servicios de atención sanitaria en Betanzos (A Coruña). Más de 25 especialidades médicas, un completo equipo humano y la última tecnología en equipamiento e instrumental, hacen de POBESALUD un centro médico de referencia en Galicia.
Sab: 09:00 - 14:00
+ (34) 981 770 500

QUÉ ES EL INSOMNIO Y CONSEJOS PARA CUIDAR LA CALIDAD DEL SUEÑO

¿QUÉ ES EL INSOMNIO?

Según la R.A.E. se define insomnio como “Vigilia, falta de sueño a la hora de dormir”. En términos médicos, según la clasificación internacional de los trastornos de sueño, el insomnio se define como “Una dificultad persistente en el inicio del sueño, su duración, consolidación o calidad que ocurre a pesar de la existencia de adecuadas circunstancias y oportunidad para el mismo y que se acompaña de un nivel significativo de malestar o deterioro de las áreas social, laboral, educativa, académica, conductual o en otras áreas importantes del funcionamiento humano”.

Prevalencia

  • Se han realizado numerosos estudios epidemiológicos para establecer la prevalencia del insomnio. En términos generales se estima que aproximadamente el 30% de la población sufre de insomnio cuando se consideran tan solo los síntomas nocturnos (dificultad para iniciar o mantener el sueño), pero podemos establecer que el síndrome clínico completo de insomnio crónico lo padece entre un 6% y un 10% de la población.
  • Se puede hacer una pequeña distinción entre distintos tipos de insomnio y en diferentes etapas del desarrollo.
  • El insomnio crónico es más común en mujeres que en hombres (23% vs. 17,6%) y en personas con bajo nivel socioeconómico. Puede ocurrir en cualquier edad, aunque se diagnostica con más frecuencia en adultos mayores.
  • El insomnio en la infancia, asociado con una mayor demanda de la presencia de los padres en la cama o durante la noche, se estima puede ocurrir entre el 10% y el 30% de los niños.
  • Los estudios en adolescentes indican prevalencias de 3% a 12% dependiendo de los criterios diagnósticos utilizados, y con mayor frecuencia en chicas que en chicos después de la pubertad.
  • El insomnio de corta duración se estima que puede situarse entre el 15% y el 20%, siendo más prevalente en mujeres y en grupos de mayor edad.

CONSECUENCIAS DE LA FALTA DE SUEÑO

Las consecuencias de la falta de sueño son numerosas, pero podemos destacar el cansancio durante el día, la dificultad para concentrarse, la irritabilidad o simplemente no conseguir mantener el ritmo diario. Además, la falta de sueño, se asocia con el aumento en el riesgo de sufrir accidentes o lesiones.

CONSEJOS PARA MEJORAR LA CALIDAD DEL SUEÑO

  • Es importante despejar la mente antes de dormir, por eso es aconsejable tener una actividad relajante por lo menos 90 minutos antes de dormir. Leer o escuchar música son actividades que nos pueden ayudar a relajarnos y preparar nuestro cuerpo y mente para un sueño adecuado.
  • Debemos procurar evitar el ejercicio físico en las tres horas antes de ir a dormir. Si bien la práctica deportiva es positiva a la hora de dormir, es aconsejable respetar ese margen de tiempo para evitar reactivar nuestro cuerpo dificultando la conciliación del sueño.
  • Otro consejo importante es intentar mantenerse despierto durante todo el día y crear así un hábito de sueño nocturno, lo que favorecerá un mejor sueño y descanso.
  • También deberemos cuidar nuestra dieta. Las cenas copiosas no son recomendables para una buena calidad del sueño, ya que la sensación de pesadez puede dificultarlo. Es también muy importante reducir el consumo de bebidas estimulantes y evitar fumar antes de irse a dormir.
  • Por otro lado, ingerir un vaso de leche o tomar un plátano justo antes de dormir puede ayudar a conciliar y mantener el sueño gracias al aminoácido triptófano, que interviene en los sistemas bioquímicos derivados a tal fin.
  • Por último es necesario adecuar nuestro dormitorio con un ambiente relajante, confortable, sin luminosidad excesiva y sin ruido.
  • Siguiendo estos consejos conseguiremos mejorar nuestra rutina de sueño, así como la calidad del mismo, favoreciendo nuestro bienestar.